Sanaciones Lemurianas – Reiki Cristal Arcoíris

Sanaciones Lemurianas – Reiki Cristal Arcoíris

Juntos podemos organizar y compartir un hermoso y sanador encuentro de canalización de Energía Lemuriana
Se trata de un encuentro que no requiere experiencia previa. Y… si tienen experiencia o están iniciados en Reiki Cristal Arcoíris, la actividad puede ser aprovechada como una práctica de autotratamiento.

El Sistema de sanación lemuriana nos conecta con la poderosa energía del amor incondicional.
Nos permite recordar la antigua sabiduría lemuriana, reconectarnos con su forma de vida y sanación, de completa armonía y felicidad.
Da una completa sensación de paz, relajación, entereza, fortaleza espiritual.
Permite eliminar las emociones de baja vibración y restablecer el equilibrio emocional y energético en armonía con el universo.
Agudiza el canal de conexión con guías personales y maestros espirituales.

Pueden tener consigo una intención, algo simple, pero que venga del corazón, y juntos elevaremos el pedido a la luz y la unidad!
También pueden traer sus cristales u objetos de poder y/o protección para llenarlos con esta hermosa energía de amor

Se recomienda realizar la actividad con ropa cómoda y traer una botellita de agua para estar bien hidratados

Intercambio: A voluntad

Para más información o para solicitar un encuentro comunicarse al teléfono 221 682 7537

Meditación para fortalecer nuestro sistema inmunológico

Meditación para fortalecer nuestro sistema inmunológico

«Hay una meditación de autosanación, simple pero poderosa, que puedes practicar cuando sientas la necesidad de fortalecer tu sistema inmunológico.
Es especialmente eficaz si la utilizas cuando percibes los primeros síntomas de una enfermedad, pero también funciona con enfermedades que ya están instauradas si la usas con la suficiente frecuencia y concentración.
Asimismo, contrarrestará las alteraciones sufridas por tu campo energético a causa de cualquier negatividad. De todos modos, la práctica de la presencia en el cuerpo momento a momento, no tiene sustituto posible, y si no se realiza, el efecto de la meditación sólo será temporal. Veamos los detalles prácticos.
Cuando tengas unos minutos libres y, especialmente por la noche antes de dormir y a primera hora de la mañana antes de levantarte, «inunda» tu cuerpo de conciencia.
Cierra los ojos. Túmbate de espaldas. Ve llevando la atención a las distintas partes del cuerpo: manos, pies, brazos, piernas, abdomen, pecho, cabeza, etc. Siente la energía dentro de esas partes con toda la intensidad posible. Mantente en cada una de ellas durante quince segundos aproximadamente.
A continuación, deja que tu atención recorra el cuerpo unas cuantas veces como una ola, de los pies a la cabeza y de la cabeza a los pies.
Con dedicar un minuto a esta parte es suficiente.
A continuación, siente la totalidad de tu cuerpo energético como un campo de energía unificado.
Mantén la sensación durante unos minutos.
Permanece intensamente presente durante ese tiempo, presente en cada célula de tu cuerpo.
No te preocupes si tu mente consigue apartar tu atención del cuerpo ocasionalmente y te quedas perdido en algún pensamiento. En cuanto te des cuenta de que eso ha ocurrido, reorienta tu atención hacia el cuerpo interno.»
Eckhart Tolle
Atención consciente al momento presente

Atención consciente al momento presente

¿Qué estás haciendo ahora mismo?…
Pon atención a lo que estás haciendo…
Si estás leyendo estas letras,
pon toda tu atención en ellas…
Ahora toma una respiración profunda…
inhala conscientemente…
y exhala profundamente…
Observa el aire que entra y sale de tus pulmones…
Ahora estás atento… completamente atento…
y cuando estás en este estado de atención,
no hay pensamientos…
la mente ha desaparecido…
y solo estás Tú… Presencia Pura… Vacío…
un vacío lleno de vida…
Pon especial atención a lo que estás leyendo…
y siente en lo más profundo de tu Ser,
la plenitud que aparece cuando estás alerta,
cuando estás totalmente consciente…
¿Puedes sentir eso?…
Solo hay paz…
solo hay un sublime estado de bienestar…
Permanece ahí…
Toma una respiración profunda…
inhala conscientemente…
y exhala profundamente…
permaneciendo en ese espacio de paz…
Sé consciente de este estado de dicha,
y regresa a él unos minutos cada día…
Es tu propio estado de Ser…
tu Presencia Pura y Verdadera…
sin mente… sin dualidad…
Esto es meditación…
esto es sanación…
esto es iluminación…

Tomado de Camino al Despertar

Activación del Tubo de Luz y conexión con el Ser

Activación del Tubo de Luz y conexión con el Ser

Estas dos meditaciones nos ayudarán a limpiar memorias discordantes y a conectar con la sabiduría que reside en nuestro Ser Superior.

Podemos realizarlas por separado, o unificarlas en una sola meditación.

Ambas son breves y al mismo tiempo profundas, liberadoras, sanadoras.

Como suele resultar difícil leerlas y luego llevarlas a la práctica, lo que sugiero es que te grabes leyéndolas y luego las escuches (en los teléfonos hay una opción de grabar, y también puede grabarse en un audio de Whatsapp para poder escucharlas cada vez que las necesitamos)

Abrir el Tubo de Luz es abrirnos a la energía que nos recorre, proveniente del Cielo y de la Tierra. Energías transmutadoras, que limpian, que se llevan aquellas otras energías obsoletas, y que al mismo tiempo abren el canal y lo iluminan… Lo que nos posibilita poder conectar cada vez con mayor facilidad con nuestro Ser Superior

Apertura y activación del Tubo de Luz

En una posición cómoda, con los ojos cerrados y conectando con la respiración, al tiempo que permitimos que el cuerpo se relaje y los pensamientos se aquieten, entramos en un estado de paz y quietud.


Realizamos así una primera inhalación, consciente y profunda, visualizando una Luz, que junto al aire, va llenando de aire el abdomen, mismo aire, que en la misma inhalación subirá lentamente hacia hacia los hombros.

Ahora exhalamos imaginando que esa misma luz baja por nuestro pecho, nuestro abdomen, por las piernas y llega debajo de los pies, al Chakra Estrella de la Tierra.


Continuamos con una segunda inhalación consciente y profunda, llevando el aire y la luz, desde el Chakra Estrella de la Tierra hasta el Chakra Estrella del Alma, que se encuentra por encima de nuestra cabeza.

Al exhalar, la Estrella del Alma nos cubre con una luz dorada que nos envuelve y colma por dentro, entrando por el Chakra de la Coronilla, recorriéndonos hasta los pies y llegando al Centro de la Madre Tierra.


Finalizamos con una tercera inhalación, subiendo la luz desde el Centro de la Tierra, haciéndola pasar por todo nuestro cuerpo, al tiempo que comenzamos a irradiar esa luz, que sale por la Coronilla y llega nuevamente a la Estrella del Alma.

Aquí, en la última exhalación, enviamos esta luz desde la Estrella del Alma hasta nuestro Ser.

Meditación para conectar con el Ser Superior

En una posición cómoda, con los ojos cerrados y conectando con la respiración, al tiempo que permitimos que el cuerpo se relaje y los pensamientos se aquieten, comenzamos a sentir nuestra propia vibración, conectando con la luz y el amor que habitan dentro nuestro.

Visualizamos ahora una esfera de luz que crece en el centro del pecho, y que con cada respiración se hace más grande, aumentando también la sensación de paz que sentimos, y nos permite llenar el espacio en el que nos encontramos con toda la energía que sentimos, percibiendo cómo todo el lugar se llena de luz, cómo expandimos amor

Sentimos ahora nuestro canal de luz, visualizamos cómo se extiende, desde el centro de la Tierra hacia arriba, recorriendo todos nuestros Chakras, y llegando hacia el Sol Central de la Galaxia.

Pedimos la conexión  con nuestro Ser Superior, lo visualizamos como un ser de luz dorada frente nuestro, nos reconocemos en esa imagen, sentimos su energía. Nos tomamos el tiempo que necesitemos para sostener esta conexión y disfrutarla

Sosteniendo esta conexión con nuestro Ser, visualizamos un rayo Arcoíris que desciende sobre ambos, unificando la energía, y percibimos cómo todo se tiñe de luces de colores formando, entre nosotros y nuestro Ser, una sola unidad: Nosotros, él, la energía lumínica. Ahora nos encontramos unidos a nuestro Ser Superior, le pedimos que sea en nosotros y nos guíe en nuestra vida, nuestro camino de evolución.

Se siente ese profundo amor que viene de él, del Dios, la Diosa, la Creación Toda. Sentimos la plenitud del amor.

Salimos suavemente de esta meditación, con respiraciones conscientes, o la unimos directamente con la conexión con la Energía Divina.